Se ha incrementado la desaparición de menores de edad y la violencia contra los niños.

Esta mañana, en la presentación del plan para la búsqueda de personas desaparecidas, Alejandro Encinas, subsecretario de gobernación, advirtió que la edad del mayor número de peronas desaparecidas va de los 16 a los 29 años y que se ha incrementado el número de niñas y niños que han sido víctimas de desaparición forzada.

Encinas reconoció también que elementos de las policías estatales y municipales implicados en la desaparición de personas.

Fue aprobado un presupuesto de 400 millones de pesos para la Comisión Nacional de Búsqueda de Personas Desaparecidas, pero será insuficiente, declaró el funcionario.